Obispo Gilberto

Martes, 12 de Junio, 2018

Mensaje de Fe y salvación

Visión espiritual vs. Visión material

 

Cuando una persona desea encontrar medicina, recurre a la farmacia más próxima a su hogar. Cuando usted necesita llenar su casa con productos, va a la tienda o al mercado más cercano.  Pero cuando uno quiere encontrar a Dios, ¿a dónde va?

La mayoría diría a la “iglesia”, pero déjeme decirle que existe una respuesta más apropiada: “El Altar”.

Pienso que otra pregunta está dentro de su corazón: ¿Qué es el Altar? Pues, el Altar representa un lugar alto de sacrificio y obediencia. En los días de hoy es el punto de encuentro con Dios. Si usted aún no consigue comprender su importancia, vea la pregunta que Jesús hizo hace muchos años a los religiosos.

¡Necios y ciegos! porque ¿cuál es mayor, la ofrenda, o el altar que santifica a la ofrenda?  (Mateo 23:19).

Jesús nos indicaba que había personas que no comprendían el significado del Altar. Nos habla de personas que no tenían el entendimiento correcto, ni podían ver el verdadero valor espiritual. Ellos conocían la Palabra, pero no su verdadero valor.

Acercarse al Altar debe ser hecho con completa reverencia, pues todo lo que es presentado ahí es mucho menor que aquel que lo santifica. No importa si la persona entrega mucho o poco en el Altar. A Dios no le importa eso. Lo que sí le importa es lo que representa aquel presente y ofrenda.

La visión espiritual no tiene relación con la visión material. Quien ve de manera espiritual la vida, piensa como Dios piensa y ve la oportunidad de levantar su vida, sacrificándola en el Altar.

El Altar significa lugar alto de sacrificio y obediencia.