Mujer

Lunes, 30 de Julio, 2018

Salud

Varices, enfermedad dolorosa

 

Manuela Padilla (52) a los 39 años notó la aparición de venitas en forma de ‘tela de araña’ en ambas piernas, de la rodilla hacia el tobillo. Por no causarle molestia, no le prestó importancia.

Según el doctor Wernher Cuya, cirujano cardiovascular de la Clínica La Luz, lo que las personas no saben es que estas ‘telitas de araña’, que médicamente se las conoce como telangiectasias, pueden dilatarse con el tiempo perjudicando la salud.

Precisamente esto le pasó a Manuela, quien por no ir a un especialista llegó a tener varices del grado II y III, según el Policlínico Los Ángeles.

Tres son las causas principales que originan las varices: las válvulas defectuosas de las venas, la tromboflebitis y el embarazo. En las gestantes, luego de dos o tres semanas desaparecen, por eso también se las conocen como varices secundarias.

Otras causas, son el sobrepeso, la obesidad y el sedentarismo.

En el caso de Manuela, las varices se debieron al sobrepeso que sufrió durante años. 

Las varices suelen aparecer más en mujeres que en hombres debido a los cambios hormonales y el embarazo. Suele presentarse mayormente después de los 40 años.

Tratamiento

Las varices, que no son otra cosa que una enfermedad vascular crónica, generalmente son benignas. Sin embargo, si no se las tratan a tiempo, o se las tratan de manera deficiente, pueden provocar molestias.

De presentarse la enfermedad, el doctor Wernher Cuya afirma que el especialista, que debe ser un cirujano vascular, diagnosticará la anatomía de las varices a través de un eco-Doppler y luego verá las opciones terapéuticas.

De optar por el tratamiento médico buscará aliviar los síntomas y que la enfermedad no avance. Para ello usará la escleroterapia y el láser cutáneo. Otra opción, es la medicina natural.

 “Entre los tratamientos caseros, tenemos la aplicación de duchas de agua fría en las piernas, haciendo que el chorro impacte en círculos ascendentes; y la elevación de las piernas por encima del corazón por 10 minutos”.

A Manuela Padilla le recomendaron usar bandas.

Con 41 años, Manuela conoció a la CCES, donde aprendió que perseverando en su fe podía curarse. Así lo hizo, y hoy ya no tiene varices.

Para no sufrir esta enfermedad, el doctor Cuya recomienda hacer ejercicios, comer más verduras, fibras y beber más agua. Igualmente no exponer las piernas mucho tiempo al sol debido a que el calor dilata las venas, ni tampoco permanecer parada por varias horas.

“En caso las ‘telitas de araña’ hayan aparecido, acudir inmediatamente al especialista”, dice. (Redacción)